GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO

Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA



SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger

El terreno baldío

Resultado de imagen para El terreno baldío

Aprecia la virtud de la laboriosidad.
Laboriosa es la persona que ama el trabajo y trata de hacerlo bien.
La laboriosidad lleva consigo la decisión de aprovechar el tiempo, de concentrarte en el trabajo y de no abandonar actividades a medio hacer.

Haz hoy tu trabajo con entusiasmo, de buena gana, con empeño, y así crecerás en esta bella virtud con traje de faena.

Mi hermano era muy haragán.
Mi padre, que había tratado inútilmente de corregirlo, le ordenó un día que fuera a un terreno baldío cercano a nuestra casa y tomara nota de lo que hubiera allí. Si no lo hacía, perdería el almuerzo de ese día.

Al regreso, mi hermano había anotado: "Clavos, papeles, latas, tapones, vidrios, alambres, botones, botellas, etc..."

—¿Sirven para algo esas cosas? —le preguntó mi padre.
 —No, –respondió mi hermano– son cosas inútiles, sucias y rotas.

—¿Y en los otros terrenos del barrio, qué hay?
—Casas y jardines.

—¿Por qué se han acumulado en ese terreno tantas cosas inútiles? –insistió mi padre.
—Porque está vacío – explicó mi hermano.

A lo cual agregó en el acto mi padre:
—Porque no se aprovecha para nada, se ha convertido en un depósito de basura.

La vida de ese joven era igual a ese terreno. No la aprovechaba para nada y se estaba llenando de cosas inservibles.

Una vida ociosa, como un terreno baldío, recoge todo lo malo.

En el hombre trabajador no hay lugar para los vicios y las tonterías.

Ese joven desde entonces fue laborioso y aprovechó bien el tiempo.

Ojalá que esta lección aproveche a muchos.


* Enviado por el P. Natalio
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified